Crítica - Héroe del Centro Comercial 2


Paul Blart: Mall Cop 2
Dir. Andy Fickman

por Andrés Olascoaga | @AndresOlasToro

Hay muchas secuelas innecesarias en el mundo cinematográfico y curiosamente la mayoría de estas provienen de películas de comedia, películas cuya original o simplemente divertida propuesta podía funcionar individualmente sin necesidad de alargar el producto hasta niveles insospechados. ¿Qué Pasó Ayer?, Quiero Matar a mi Jefe, La Máscara, La Familia de mi Novia y hasta Legalmente Rubia son prueba de que, si de dinero se trata Hollywood está dispuesto a sacrificar la frescura (o razón de éxito) de un filme. Con Héroe del Centro Comercial 2 (Paul Blart: Mall Cop 2, 2015) la casa productora detrás de los más recientes lanzamientos / fracasos de Adam Sandler, desgasta una idea que no era la más original y la convierte en un deplorable ejercicio en el que nadie, ni siquiera los menos preocupados, se ríen.

Han pasado cinco años desde que Paul Blart (Kevin James) salvó a un centro comercial de Nueva Jersey de las manos de un grupo de asaltantes deseosos por robar el botín del Black Friday del 2009. Desde entonces la vida de Blart ha cambiado inesperadamente: se divorció, su madre murió y su hija (Raini Rodriguez) está a punto de ir a la Universidad. Afortunadamente, sus habilidades como un inútil guardia de seguridad podrían servir cuando viaja a Las Vegas a una convención de falsos policías (o bueno, guardias de centro comercial) y se encuentra con un grupo de asaltantes de arte que planean ejecutar su golpe maestro en el atractivo hotel Wynn.

Escrita por Nick Bakay y el mismo James, Héroe del Centro Comercial 2 se establece rápidamente como una película hecha e ideada al gusto de una persona. Sin embargo esa persona no es James, quien protagoniza y produce el filme, sino los ejecutivos del Wynn Las Vegas & Encore Resort, hotel que invariablemente aparece como locación principal al filme. De haberse quedado como un vídeo sin sonido perdido entre cualquiera de las pantallas del lujoso hotel, la película no molestaría tanto. El problema llega cuando este largo y absurdo ejemplo de product placement se quiere vender como una divertida película de comedia, cosa que finalmente no es.

Rompiendo con toda característica que pudo haber permitido que el espectador volviera a encariñarse con Blart, pues de un filme a otro el oficial pasó de ser un torpe y obeso policía a ser un estúpido, molesto y obeso policía, la cinta emplea situaciones ridículas que ni siquiera pueden provocar alguna risa. De hecho, todos los gags establecidos por su antecesora se abruman entre este festín de sinsentidos en donde incluso existe una referencia al derrape de su protagonista en el primer filme que aquí, no funciona. Dejando de lado el vergonzoso guión, las actuaciones tampoco funcionan en esta lamentable secuela.

Kevin James reinventa al personaje volviéndolo una pesada carga que ni en la situación más graciosa puede funcionar. Neal McDonough (¿alguna vez han visto una mala película? El hace al malo) no sirve como actor ni como villano, al igual que Daniella Alonso, en un personaje que se enamora de Paul Blart en dos segundos y el mexicano Eduardo Verástegui que básicamente no pueden ser considerados dentro de este error, gracias a que sus pésimas participaciones no duran más de diez minutos.

Durante el roast de James Franco, el comediante Jeff Ross se burló de Seth Rogen por aquella película Observe and Report con estreno peligrosamente simultáneo a la primera entrega de Héroe del Centro Comercial: "Vi aquella película en la que hacías de policía de centro comercial... me hizo ver que tan gracioso puede ser Kevin James". Después de ver la infame secuela, Rogen puede dormir tranquilo, algo que los que sufrimos una de las peores películas que se estrenarán este año no podremos hacer hasta que se confirme que no hará una tercera entrega de Paul Blart: Mall Cop. ¿Donde están los hackers cuando se necesita que Sony Pictures no lanze una pésima comedia?.

+

Paul Blart: Mall Cop 2 
Estados Unidos, 2015
Dir. Andy Fickman
con Kevin James, Neal McDonough, Daniella Alonso, Eduardo Verástegui
Duración: 94 minutos
Distribuye: Sony Pictures México

Otras entradas que te podrían gustar

1 comentarios

Comenta en El Proyector MX: