Ni tan dulces sueños; crítica a The Nightmare


por Andrés Olascoaga | @AndresOlasToro

¿Qué es eso a lo que llamamos sueños? Christopher Nolan les puso forma en su inesperada obra mayor Inception y Wes Craven les dio un aterrador significado en su franquicia protagonizada por Freddy Krueger; sin embargo ¿qué pasa con las pesadillas si estas suceden cuando uno cree ya estar despierto? El realizador Rodney Ascher intenta presentar ese aterrador fenómeno llamado parálisis del sueño en The Nightmare (2015), un interesante trabajo más empeñado en representar el miedo que en explicar sus causas.

En su segundo documental, Ascher retoma la estructura de Room 237, su exitosa compilación de relatos y teorías en torno a la versión cinematográfica de El Resplandor dirigida por Stanley Kubrick, y coloca a sus protagonistas frente a la cámara, todos provenientes de distintas partes del mundo pero con una cosa en común: su trastorno del sueño los ha llevado a interrumpir su vida e incluso temer a la hora de dormir. Con experiencia en los cortometrajes de terror, el director recrea las pesadillas de sus entrevistados con un resultado afortunado, causado en buena medida por el trabajo de Jonathan Snipes en la musicalizacion.

Así, a lo largo de noventa y cuatro minutos, la pantalla presenta los miedos de cada uno de los interrogados por mas extraños o atemorizantes que estos parezcan. El hombre que sólo podía dormir con el ruido de su televisor encendido, la mujer que llegó a creer que su difunta madre se aparecía para acompañarla en su parálisis, el abandonado soltero que desde pequeño veía figuras amorfas aparecer en su ventana; todas expuestas en un trabajo de docuficción (o docudrama, utilizando el término en boga) que a pesar de su notable atmósfera, no lleva a ningún lado.

Parece que Ascher estaba más interesado en presentar su versión de lo que ocurre en las pesadillas de quienes sufren parálisis del sueño, sin temor en ponerse por igual con James Wan y el mismo Wes Craven, que en explicar por qué sucede esto. Tenemos las historias, pero no el contexto necesario para que la buena idea de este trabajo funcione del todo.

Con acercamientos a las irregulares películas que recapitulan pequeñas historias una tras otra y un tanto lejano al redondo trabajo presentando teorías que giran al rededor de una película con treinta años de antigüedad,  Ascher tiene una pesadilla entre sus manos y esta es explotada sin mayor explicación, aún así el resultado es interesante y quizá un tanto horrorizante. ¿Podremos dormir tranquilos después de The Nightmare? Hagan su mejor intento. 

**

The Nightmare
Estados Unidos, 2015
Dir. Rodney Ascher
Duración: 94 minutos
Distribuye: S/A

The Nightmare está disponible en Netflix.

Otras entradas que te podrían gustar

0 comentarios

Comenta en El Proyector MX: