Crítica - Rápidos y Furiosos 6


Fast and Furious 6
Dir. Justin Lin

por Andrés Olascoaga | @AndresOlasToro

Después del exitoso golpe en Río de Janeiro de Dominic Toretto (Vin Diesel) y Brian O'Conner (Paul Walker), todo el equipo se ha dispersado por el mundo. Sin embargo su vida como fugitivos los tiene con más limitantes que beneficios.

Es por eso que, cuando el agente Hobbs (Dwayne Johnson) se presenta para pedirles ayuda y atrapar a una peligrosa organización de mercenarios conductores, a la que pertenece Letty (Michelle Rodriguez), a cambio del perdón, Dom, Brian y todo el equipo deberán reunirse y ayudar secretamente por las calles europeas, motivados solo por la promesa de volver a casa en libertad.

Existe algo curioso con la saga de Rápido y Furioso, conforme pasan las cintas, la calidad va subiendo, el producto es más emocionante y las películas se van superando; con Rápidos y Furiosos 6 (Fast and Furious 6, 2013) no es la excepción. Sí, Rápidos y Furiosos 6 es una película palomera y nunca va a más allá de eso, pero es de reconocer que desde la cuarta entrega en donde se retomaron las piezas originales de las primeras dos cintas, las películas han subido de nivel, se nota una mejor producción, las historias son más elaboradas y la acción es más deslumbrante. Lo mejor que le pudo pasar a la franquicia fue la llegada de Justin Lin a la dirección y de Chris Morgan a la elaboración del guión.

Aunque tampoco hay que alardear, la película nunca sale de su zona de confort, sabe al público al que va dirigido, siguen habiendo escenas irreales, diálogos trillados y caramelos oculares para hombres y mujeres, sin embargo, con todas sus exageraciones, el producto termina siendo completamente disfrutable. La historia juega un papel importante, por momentos un melodrama, la acción se justifica, aunque esta, no goce de mucho sentido, el entretenimiento esta puesto.

Sobre otros elementos técnicos no hay mucho que decir, los efectos especiales funcionan pero no deslumbran, el sonido es bueno y la fotografía es pasable. En cuanto a las actuaciones, vale la pena mencionar el papel de Luke Evans como el villano de la cinta. la dupla cómica de Ludacris y Tyrese Gibson y el trabajo físico de Dwayne Johnson, quien hace lucir al mismo Vin Diesel como un amateur físicoculturista.

No se puede acabar esta reseña, sin recordar no levantarse de sus asientos después del final de la cinta; durante los créditos hay una escena especial que no solo le da valor a la siguiente entrega, sino que emociona y hace desear que por trillada que este la franquicia, ya queremos ver la séptima parte.

***

Fast and Furious 6
Estados Unidos, 2013
Dir. Justin Lin
con Vin Diesel, Paul Walker, Dwayne Johnson y Michelle Rodríguez
Duración: 130 minutos
Distribuye: Universal Pictures México

Otras entradas que te podrían gustar

1 comentarios

Comenta en El Proyector MX: