Crítica - Philomena


Philomena
Dir. Stephen Frears

por Andrés Olascoaga | @AndresOlasToro

Philomena Lee (Judi Dench) es una mujer irlandesa que cuando era joven se vio obligada, por las monjas del convento donde vivía, a dar a su hijo en adopción. Cincuenta años después, Philomena decide contarle el secreto a su hija y emprende la búsqueda de su primogénito junto al periodista Martin Sixsmith (Steve Coogan), un hombre cínico que aún con todas sus diferencias, le será de gran ayuda.

Inspirada en el libro El Hijo Perdido de Philomena Lee que a su vez cuenta una historia real, la nueva película de Stephen Frears, Philomena (Philomena, 2013) es un melodrama simple y entrañable, producto de la precisa estructura del guión y las memorables interpretaciones de sus protagonistas.

Frears, nominado al Oscar por La Reina (The Queen, 2006) filma un modesto road trip, una película que tiene principio y final delineado desde la concepción de la historia, pero que gracias al ritmo que el director le imprime y la buena adaptación que Coogan y Jeff Pope hacen a la trama sujetando los momentos más importantes de la travesía de esta madre y su compañero periodista, comienza a funcionar correctamente hasta llegar a un punto máximo rumbo al clímax.

No hay una forma de disfrazarlo, Philomena es tanto un drama con tintes emotivos como una crítica a ciertas situaciones de la iglesia católica en la última mitad del siglo XX en Irlanda. De ahí surge un conflicto de intereses por parte de los dos protagonistas, una segunda historia por contar, además de la búsqueda de una madre por su hijo perdido.

El punto más fuerte de la película son sus actuaciones principales, con Steve Coogan alejándose de su habitual trabajo como comediante para ponerse en los zapatos del periodista Martin Sixsmith un hombre antipático que frente a Philomena presenta una contraparte necesaria. Judi Dench, interpreta a una mujer irlandesa común y corriente, profundamente católica y en cierto grado inocente, ahí es donde brilla el filme al necesitar a una mujer tal y como Dench logra interpretar. La química entre Coogan y Dench es inexplicable al papel, pero una vez que ambos se ponen frente a la cámara logran cumplir con creces todo lo que se les ha solicitado.

La historia de Philomena Lee es, como se explica en la cinta, una historia de interés humano. Una historia real que a su paso por el cine tiene el poder de conmover y golpear con una realidad que es tan dura como una perdida pero tan cálida como un reencuentro.

***

Philomena
Reino Unido, 2013
Dir. Stephen Frears
con Judi Dench, Steve Coogan, Charlie Murphy, Simone Lahbib
Duración:  98 minutos
Distribuye: Corazón Films México

Película Nominada al Oscar 2014

Otras entradas que te podrían gustar

0 comentarios

Comenta en El Proyector MX: