Crítica - El Nudo del Diablo


Devil's Knot
Dir. Atom Egoyan

por Andrés Olascoaga | @AndresOlasToro

A treinta y dos años de haber iniciado su carrera, el realizador canadiense Atom Egoyan incursiona en el cine americano de la mano de los ganadores del Oscar, Colin Firth Reese Witherpoon y los guionistas Paul Harris Boardman y Scott Derrickson, responsables de El Exorcismo de Emily Rose y recientemente Líbranos del Mal. El proyecto es la ambiciosa adaptación cinematográfica de la novela Devil's Knot: The True Story of the West Memphis Three basada, a su vez, en uno de los casos que conmocionó a los Estados Unidos en la primera mitad de la década de los noventa. El resultado es El Nudo del Diablo (Devil's Knot, 2013), una atractiva propuesta que nunca puede encajar en ningún género, ni ritmo.

En 1993, tres niños fueron secuestrados, asesinados y sepultados en "El Nudo del Diablo" una parte del bosque Robin Hood en Memphis. Después de una torpe investigación, tres jóvenes amantes del metal e interesados por el satanismo son enjuiciados y condenados, sin embargo el investigador privado Ron Lax (Colin Firth) no está completamente convencido del veredicto y comienza una exhaustiva averiguación para llegar a la verdad, incomodando a la población del pequeño lugar, incluida Pam Hobbs (Reese Witherspoon) la preocupada madre de uno de los niños asesinados.

Hay un riesgo inminente al que se enfrentan todas las cintas basadas en un hecho con tanta trascendencia como una serie de asesinatos, un tiroteo en una escuela o un simple caso delictivo: el convertirse en un producto infiel. En la mayoría de los casos, el incidente es la pieza central de la trama y también el apoyo con el que se cuentan paralelamente otras historias - en Zodiaco de David Fincher, la aparición del asesino desencadena una serie de efectos colaterales que perjudican a un dibujante, un reportero, un editor y un detective; en Elephant de Gus Van Sant, la entrada de dos jóvenes dispuestos a acabar con los alumnos de una preparatoria en Estados Unidos, se rodea de un halo de inconformidades entre los inscritos en el plantel -, y hay otros casos en el que la cinta solo se dedicará a relatar el evento sin dar mayores explicaciones.

El Nudo del Diablo se encuentra en una borrosa línea divisora entre ambos sentidos, a veces pretende contar los viajes de un investigador a favor de los presuntos culpables y de una madre dolida; y en otras ocasiones se dedica meramente a relatar el caso, convirtiendo a la película en un excesivo filme de casi dos horas de duración en el que jamás se logra contar nada.

Sí, cualquiera que este familiarizado con el caso de "los Tres de West Memphis" podrá saber que dirección debería tomar el filme, que personajes mencionar y cuales son meramente anecdóticos. En el guión, que en primera instancia podría sonar como un buen thriller, se exploran y profundizan pocas cosas relevantes; dejando al final con varias líneas antes de los créditos, las cosas más interesantes de la historia. Eso puede justificar en parte la presencia de tantos personajes, algunos con mucha importancia en el caso pero poca para la película. Egoyan traza impecablemente una serie de errores que asemejan su trabajo con un mal capítulo de La Ley y el Orden o cualquier programa de investigación forense de Investigation Discovery.

En cuanto al cast, Colin Firth es quien lleva el mayor peso de la trama como un investigador con un marcado acento inglés en una zona casi incivilizada de los Estados Unidos, inevitablemente Firth es quien más luce ante un reparto desaprovechado. Reese Witherspoon (iniciando el camino rumbo a su segundo Oscar) sigue un ritmo desigual en su actuación como una madre "preocupada" y "molesta". Por ahí andan Amy Ryan, como la esposa del personaje de Firth sin nada que aportar a la historia, Dane DeHaan, el ahora Duende Verde en uno de los personajes más valiosos y olvidados del filme y Bruce Greenwood como un tendencioso juez; si no notan su presencia, es culpa de quien se empeñó en mostrarlos el menor tiempo posible.

Hay un par de documentales que exploran el conocido caso que Devil's Knot falla en contar. Quizá sea más interesante recurrir a estos trabajos, ante la poca veracidad que el relato obtiene en el filme de Egoyan, que bien pudo ser una mala película para televisión en lugar de una mala película para cine o en este caso una mala película para la Cineteca Nacional; único lugar donde se exhibirá.

*

Devil's Knot
Estados Unidos, 2013
Dir. Atom Egoyan
con Reese Witherspoon, Colin Firth, Amy Ryan, Dane DeHaan, Bruce Greewood
Duración: 114 minutos
Distribuye: Alphaville Cinema

Otras entradas que te podrían gustar

0 comentarios

Comenta en El Proyector MX: